Conozca a las 12 familias que controlan la economía peruana

El nuevo libro de Francisco Durand y John Crabtree titulado “Poder de Elite y Captura Política” revela quiénes son los principales actores en la economía peruana, cuánto controlan y su influencia política.

Comienza por narrar la aparición de estas familias de élite, y cómo después de 30 años, sólo quedan cinco de los 12 originales.

Los autores explican que estas poderosas firmas fueron capaces de sobrevivir gracias a las alianzas estratégicas formadas con empresas internacionales. Un sexto jugador relativamente “nuevo” emergió al formar alianzas con firmas externas.

Otras seis familias también han surgido fuera de la capital de Lima.

La nueva docena de élites se han convertido en instituciones multimillonarias cuyo poder económico domina en gran medida todos los demás aspectos del país.

Todo comenzó cuando el mercado en Perú comenzó a abrirse en la década de 1990, todas las empresas que desaparecieron durante esos años fueron compradas o absorbidas por empresas más grandes.

En Lima, el grupo Romero es propietario del Banco BCP; Benavides es una empresa minera que controla las filiales Yanacocha y Buenaventura; Ferreyros ventas de maquinaria pesada; Y Brescia está en la pesca y la banca con BBVA pero sigue siendo muy diversificada. La familia más reciente que se incluirá en esta lista de élite es la Graña-Montero.

Lo que es notable en la nueva élite 12 es el hecho de que la mitad de esas familias operan fuera de la capital.

Tal es el caso de la familia Rodriguez-Banda que posee el Grupo Gloria, un creciente monopolio en la industria láctea. Otro jugador es la familia Añaño. El grupo de Ayacucho, compite con Coca-Cola en la industria de refrescos. Su principal producto es Big Cola.

En el sector educativo, la familia del ex candidato presidencial Cesar Acuña, posee una cadena de universidades llamadas Cesar Vallejo. La familia Huancaruna está en el negocio del café, con su marca Altomayo. Dyer & Coriat posee la marca Camposol y agrícola y la familia Flores tiene una destacada presencia en la ropa con cadena de tiendas: Topi-top.

Las 12 familias tienen un total de 501 empresas, de las cuales 134 están ubicadas fuera del Perú.

Durand y Crabtree concluyen diciendo que las seis familias que son de Lima tienen más control del sistema financiero, fuertes conexiones políticas y mejores vínculos con los medios de comunicación. La principal forma en que estas familias ejercen su poder es mediante el financiamiento de campañas electorales.

Las empresas en Perú pueden financiar estas campañas con grandes sumas de dinero, pueden financiar partidos políticos, y también pueden proporcionar otros recursos como bienes raíces y equipo de transporte a los candidatos políticos.

Si quieres sumarte a estas familias, puedes echar un vistazo a las oportunidades de negocio de Perú, ya que durante aproximadamente los últimos diez años, Perú ha tenido una de las economías de más rápido crecimiento en América Latina. El consumo y la inversión privada son los principales impulsores de este crecimiento. A medida que la economía crece, la pobreza en el Perú ha ido disminuyendo. En su Manual para el Perú, HSBC afirma que Perú es “el tercer mercado de consumo de mayor crecimiento a nivel mundial, y se establece como una economía más grande que Chile, Colombia o incluso Sudáfrica a largo plazo”.

El 1 de febrero de 2009, entró en vigor el Acuerdo de Promoción Comercial de los Estados Unidos de América (comúnmente denominado Acuerdo de Libre Comercio entre los Estados Unidos y el Perú). El acuerdo refuerza el clima comercial y de inversión global eliminando los aranceles de muchos bienes, acelerando el proceso de despacho de aduana de las importaciones estadounidenses y reforzando la protección de los derechos de propiedad intelectual.

El ALC se basa en las disposiciones de la Ley de Preferencias Comerciales Andinas y Erradicación de Drogas, que ha permitido a las empresas peruanas exportar la mayor parte de sus productos a los Estados Unidos con franquicia arancelaria. El TLC proporcionará un tratamiento similar a la mayoría de los productos estadounidenses que ingresan al Perú, haciendo que el 80% de los productos industriales e industriales de los Estados Unidos puedan ingresar en el Perú inmediatamente después de su entrada en vigor; Con los aranceles remanentes eliminados en diez años. Más de dos tercios de las actuales exportaciones agropecuarias de los Estados Unidos a Perú también serán libres de impuestos inmediatamente. A pesar de estos cambios, el tipo de IVA del 18% sigue aplicándose a casi todas las transacciones comerciales.

En su publicación Doing Business 2013, el Banco Mundial clasificó a Perú en el puesto 43 entre los 183 países encuestados en términos de facilidad para hacer negocios. El informe califica la facilidad de procesos como iniciar un negocio, tratar con permisos de construcción, registrar propiedades y obtener crédito.

Los principales sectores para exportadores que desean vender a Perú incluyen:

  • Equipo de la Industria Minera
  • Materiales y Resinas Plásticas
  • Materiales y equipos de construcción
  • Productos Químicos Industriales
  • Equipo De Telecomunicaciones
  • Bombas, válvulas y compresores
  • Maquinaria de campo de petróleo y gas
  • Ordenadores y periféricos

Para obtener más información sobre cómo hacer negocios en Perú, comuníquese con su Gerente de Comercio Internacional local. El equipo de expertos en investigación de VEDP realiza una variedad de servicios de investigación de mercado sin costo y puede ayudar a su empresa a encontrar nuevos clientes en Perú.